La UE ha prohibido este accesorio de Rolls-Royce: Tendrán que quitarlo de todos los coches